Política

El flamante compañero de fórmula de Macri

Pichetto manifestó “que ganaremos en primera vuelta”

El precandidato a vicepresidente de Macri habló de las chances del oficialismo de triunfar en octubre. Además, le respondió a quienes lo tildan de "traidor" y habló del video en el que el presidente lo ponía como ejemplo de la "vieja política".

macri-pichetto-olivos-tuit-1920

A dos días del anuncio de su candidatura a vicepresidente en la fórmula que encabezará Mauricio Macri, Miguel Ángel Pichetto se defendió de las críticas de sus excompañeros y dirigentes del PJ, se mostró confiado para las elecciones y hasta pronosticó una victoria del oficialismo en primera vuelta.

“Tengo fe de que haremos una gran elección y en que ganaremos en primera vuelta. Que la gente elegirá consolidar la democracia, valores republicanos, un modelo serio desde el punto de vista fiscal, un ordenamiento de la economía, un futuro más previsible para los argentinos, y no un proyecto con un componente autoritario, con ideas locas como modificar la Constitución, la Argentina venezolana, algunas ideas económicas como fuerte intervencionismo del Estado, control de importaciones, cepos, el eventual default”, manifestó en una extensa entrevista con el diario Clarín.

El ahora extitular del Bloque Justicialista en el Senado, que ocupó ese cargo desde 2002 hasta esta semana, calificó su elección como precandidato a vicepresidente como “un acto de mucha audacia” de Macri y aseguró que se debió a lo que representa su figura y sus “relaciones con el establishment económico, con Nueva York”. “Tiene una lectura internacional muy positiva porque el elige al jefe de la oposición parlamentaria”, sostuvo.

Pichetto aseguró que lo “acercan” al presidente “muchas visiones respecto a las relaciones internacionales, la política de seguridad, el tema migratorio y algunas cuestiones económicas que lógicamente habrá que resolver”. Además, minimizó las críticas cruzadas que han tenido en el pasado, como el video difundido en los últimos días en el que Macri, en 2015, lo ponía como ejemplo de la vieja política que había que “dejar atrás”.